Publicado el Deja un comentario

Gimnasia artística para adultos

Os presento gimnasia artística para adultos y además, padres

Aquí os hablaré de la gimnasia artística para adultos, gracias a la oportunidad que se me ha brindado para iniciarme en esta disciplina en el club en donde entrenan mis hijos.

No pensé que esta actividad de la gimnasia artística, me daría para hacer un podcast, así que el primer capítulo en el que se me ocurrió hablar del tema,  lo publique como parte de «Mi modo de vida», otro podcast que tengo en el que a través de mi experiencia en nutrición y deporte cuento lo que a mi me funciona para estar delgada y en forma.

Me he dado cuenta de que la gimnasia artística me gusta mucho más de lo que pensaba, y que empezar a entrenar, la gimnasia artística ya de adulta, ha despertado de nuevo una pasión que sentía desde la infancia por este deporte.

Qué pretendo con la gimnasia artística para adultos

A estas alturas, madre de tres hijos y con una edad considerable, no pretendo llegar a las olimpiadas de gimnasia artística.

Lo que pretendo, es disfrutar muchísimo de los entrenamientos y compartir con los padres de gimnastas a los que les interese, la pasión que siento por la gimnasia artística pero vista desde los ojos de una espectadora habitual desde las gradas.

Me gustará compartir y hacer llegar las sensaciones de los gimnastas cuando están realizando los ejercicios.

Veremos cómo son los entrenos de gimnasia artística.

Cómo nuestros hijos hacen para llegar a hacer todo lo que hacen.

Os contaré lo divertido y duro que puede ser para un pequeño atleta, el tema de la gimnasia artística.

Gimnasia artistica para adultos

Cómo fue el primer día de entrenamiento de gimnasia artística para adultos

Fue muy divertido.

Al empezar, me apetecía probar cada uno de los aparatos que allí, en el gimnasio, hay.

En gimnasia artística, el ritmo es lento. Muy lento.

Has de ir formando tu cuerpo para que responda en el momento preciso.

La gimnasia artística supone un control total de tus músculos, de tus huesos, y de tus miedos.

Mi primer día fue genial, porque empecé a hacer cosas que hacía cuando era pequeña, y que tenía ganas de volver a hacer.

Hicimos cosas del estilo pinos, volteretas, volteretas laterales, saltos…

Todo ello, cada movimiento, entre colchonetas y algodones, y guiada por profesionales.

Cuando hace gimnasia artística para adultos, la haces sabiendo que no te va a pasar nada, que no te van a pedir que hagas algo para lo que no estás preparada.

Sabía que no me iba a lastimar porque la clase había sido preparada a conciencia por un gran profesional, Fran.

Creo que todos los alumnos que fuimos a las pruebas de gimnasia artística para adultos ese día, tenemos que agradecerle a Fran, lo mucho que había preparado esa gran clase.

 

La primera clase de gimnasia artística para adultos

Una clase pensada específicamente  ese primer día, a  unos alumnos, adultos y muy oxidados .

Desde el calentamiento, un calentamiento pensado para prepararnos para el ejercicio de ese día , o los estiramientos del fina, estaban estudiados para la ocasión.

Cada ejercicio fue explicado desde el primero al último movimiento.

Los aparatos para hacer la actividad, estaban totalmente protegidos por colchonetas.

El aprendizaje de ese día fue espectacular,  pasábamos de no saber nada de gimnasia, a ver y darnos cuenta de todo lo que teníamos por delante.

¿Quieres saber más sobre gimnasia artística para adultos?

Si quieres saber cómo fueron algunos de mis primeros días de entrenamiento de gimnasia artística pincha aquí. o escucha el podcast.

Permanece atento a próximos capítulos de gimnasia artística para adultos, disfrutarás de las competiciones de gimnasia artística y comprenderás mejor a tus hijos.

Puedes seguirme también en youtube.

Deja un comentario